MENU

¿Por qué la COCA es importante en países Andinos?


 Hola querido lector! 

Si llegaste a la página de The Global School for Social Leaders, déjanos presentarnos, somos una multi-premiada ONG con sede en Viena, Austria, y Berlín, Alemania, especializada en educación holística y disruptiva para líderes e innovadores sociales. El contenido publicado aquí es verificado y seleccionado cuidadosamente para inspirar tu pensamiénto, entendimiento y proactividad.

Puedes Ver nuestros programas AQUÍ , o seguirnos en:

 

Disfruta la lectura y tu día! 🙂 


¿Por qué la COCA es importante en países Andinos?

Es importante repensar nuestra sociedad, nuestras costumbres… y el porqué la COCA es importante en los países andinos.

Hoy abusivamente la Policía del Perú despojó mercadería de coca destinada al uso tradicional: mascado/chacchado, rito, medicina. Se calcula que se consume al rededor de 250 a 300 toneladas por año, su principal mercado es el norteamericano con bastante más de 25 millones de consumidores, uso contenido, sin contar el consumo europeo, y asiático, superan largamente a los consumidores andinos: Ecuador Perú y Bolivia, que son al rededor de 8 millones del consumo tradicional-no cocaína.

En el Perú se criminaliza a la cocaína desde 1947 obviamente con un gobierno PRONORTEAMERICANO. Desde esa fecha hasta la actualidad acaso no son su producto los grupos terroristas SL y el MRTA, acaso no hubo narco-estado con Fujimori, acaso no hay congresistas, alcaldes, ministros que entraron para continuar con su negocio, acaso desde la convención de la ONU de 1961 no hubieron asesinatos, con pretexto de la erradicación, mas pobreza y riqueza por doquier, más desigualdad e injusticia principalmente con aquellos pueblos que tras siglos de explotación resistieron gracias al adormecimiento y propiedad de la coca.


Conoce nuestros programas: https://es.theglobal.school/programs

Conoce nuestros programas: https://es.theglobal.school/programs


Acaso no es cierto que con el pretexto de la erradicación de la coca, existen bases yanquis en nuestro territorio, que de soberano ya no tiene nada y vienen con una guerra ideológica en América Latina. Y acaso no es cierto que tenemos un presidente Vizcarra sumiso a los intereses de Trump y compañía.

En resumen sus políticas intervencionistas no redujeron el consumo de sus cocaínomanos.  Que dicho de forma clara no es problema nuestro, Perú, pero como ven hoy, pequeños comerciantes son los que pagan la incapacidad de sus políticas o el pretexto para enquistarse en nuestros territorios.

Hay pueblos que exigen soberanía desde siglos atrás… Y el Perú no reacciona aún!!!

Hace no mucho estuve en la ONU en Viena, con los compañeros de The Global School for Social Leaders, con Carlos Pérez Gallardo de la ONU, parte del equipo contra las drogas y el delito, sé que mi participación fue dura contra este organismo, porque aún considero que su enfoque es pésimo y peor sus intervenciones, pero luego, Carlos nos dijo que él se encarga exclusivamente de los delitos que conlleva la trata de personas / Hagánselo saber.

Jordi Morales

Perú

Alumni de The Global School for Social Leaders

 

 

 

¿Cómo disminuir la violencia en la ciudad?


 Hola querido lector! 

Si llegaste a la página de The Global School for Social Leaders, déjanos presentarnos, somos una multi-premiada ONG con sede en Viena, Austria, y Berlín, Alemania, especializada en educación holística y disruptiva para líderes e innovadores sociales. El contenido publicado aquí es verificado y seleccionado cuidadosamente para inspirar tu pensamiénto, entendimiento y proactividad.

Puedes Ver nuestros programas AQUÍ , o seguirnos en:

 

Disfruta la lectura y tu día! 🙂 


El conflicto inevitable, la violencia si lo es. La seguridad se ha convertido en la pesadilla de cualquier administración pública en América Latina, a veces los diagnósticos son errados y las intervenciones peores. Disminuir la violencia y el crimen es el santo grial.

Es hora de poder observar algunas de las estrategias de políticas públicas, que en coordinación con la sociedad civil, han dado éxito en diferentes partes del mundo, no solo para reducir la violencia y crimen, también para construir ciudades más sustentables y resilientes, confiando que sean fuentes de inspiración para los que toman decisiones en nuestra ciudad, pero sobre todo para la sociedad civil, motor necesario para el cambio.

 

 1. Menos carros.

Pontevedra (España), y Hamburgo (Alemania), todos son casos de éxito que confirman que invertir en ciudades libres de carros, y mayores corredores para caminantes, ha permitido que los pequeños comerciantes suban sus ventas en 100%, no solo porque se incrementa el flujo de peatones, también porque se deja de invertir recursos públicos al automóvil, que representa casi el 60% del presupuesto público de infraestructura urbana.

Algunas ciudades incluso establecieron impuestos a los autos, invirtieron en transporte público eficiente, y definieron flujo peatonal donde se focaliza la atención de fuerzas policiales.

A diferencia de lo que se ha hecho creer por años por la industria automotriz, una ciudad peatonal es una ciudad que desinhibe el crimen y aumenta la seguridad de sus comerciantes y habitantes.

 

2. Transporte Público.

Tener corredores peatonales no es la única respuesta para un desarrollo económico sano, si no se puede contar con un transporte público accesible, limpio y eficiente. En Viena, Austria, el gobierno decidió invertir sus esfuerzos en proveer de un transporte público con presencia en casi toda la ciudad, a fin eficientar el comercio y re-edirigir a la economía local los casi diez mil millones de euros que la población gasta en automóviles anualmente, y por ende reducir la criminalidad.

En este último caso, se concluyó que con la sola construcción de estaciones de transporte público en diferentes puntos de la ciudad, el crimen se disminuyo en un 30%.

El transporte público de calidad, pero sobre todo operado y administrado por la ciudad, debe ser una prioridad en la administración pública local.


Conoce nuestros programas: https://es.theglobal.school/programs

Conoce nuestros programas: https://es.theglobal.school/programs


 

 3. Desalcoholizar la ciudad.

De 1995 a 2005, 40% de los crímenes cometidos se hacían bajo influencia del alcohol en Estados Unidos e Irlanda. Si reduces el alcohol, reduces los crímenes. Estos casos son claros ejemplos de cómo imponer impuestos altos al alcohol, y reducir sus puntos de venta, permitió reducir la criminalidad drásticamente.

Suecia tuvo que enfrentar este problema en 2003, cuando su país vecino Dinamarca, decidió eliminar el impuesto alcohol en 45%, lo que inundó las importaciones alcohol, sobre todo en las ciudades fronterizas.

Cuando  se retomó el impuesto al alcohol en esos puntos donde azotaban los crímenes, además de otras políticas sociales, los crímenes disminuyeron.

Es  claro que el alcohol no es el causante de la violencia, pero si un atenuante que desinhibe conductas violentas.

 4. Desarmar.

En Johannesburgo (Sudáfrica), 9 de 10 homicidios eran cometidos con armas de fuego en el año 2000. Después de 10 años de una intensa política de reducción y destrucción de armas, esta estadística paso a 4 de 10 homicidios. Si reducimos las armas, reducimos los crímenes.

 

 5. BECAS, HABILIDADES, MICRO-NEGOCIOS.

NO hay ningún sistema legal ni policial capaz de resistir una población mayoritariamente joven sin ninguna protección social e inclusión económica.

De acuerdo a la ONG Creative Associates, el grupo poblacional con más posibilidades a cometer actos violentos en Estados Unidos son jóvenes entre 10 a 29 años.

En Francia un estudio de la mortalidad histórica de la población, arrojó que la mortalidad de los jóvenes de 10 a 29 años, es la más alta a lo largo de la vida.

Becar, promover el empleo y el desarrollo de habilidades, y sobre todo invertir en micro-negocios en las zonas más violentas (y donde provienen  la mayoría  de los criminales), es la forma más eficiente de combatir la violencia, y lo mejor de todo es que cuesta la mitad de lo que la actual de seguridad pública se gasta en patrullas, motos, torres, blindajes, etc.

 

 6. Violencia es salud pública. 

Los conflictos son inevitables, pero la violencia si es prevenible, y esta debe ser tratada como un asunto de salud pública. Las intervenciones tempranas, desde los esfuerzos de salud, educativas y comunitarias son esenciales.

La violencia es un síntoma de que algo no está bien en la salud mental de una persona, y por ende una merecida intervención, diagnóstico y plan de recuperación debe tenerse en escuelas, hospitales, restaurantes, lugares públicos.

Como un extintor se volvió una medida de protección básica y relativamente fácil de usar para cualquier operador, lo mismo se debería de  hacer con síntomas de violencia. ¿Qué hacer si una persona demuestra actos violentos? ¿Y cómo actuar? ¿Cómo se debe intervenir?

El caso de Cali, Colombia, una ciudad de 2 millones habitantes donde de los homicidios violentos pasaron a representar 23 de 100,000 habitantes de 1983, a 85 de 100,000 en 1991.

El programa DESEPAZ, lanzado en 1992 cuando por un alcalde especialista en salud pública, redujo esta cifra en 30% entre 1994 y  1997.

 

 7. Crea un Perfil, Recaba datos y Focaliza tus esfuerzos.

¿Dónde se cometen la mayoría de los delitos? ¿A qué hora? ¿Quién los comete? ¿Hombres o Mujeres? ¿Edades? ¿Dónde viven estas personas y en qué circunstancia?

Los datos tienen el poder de entender un problema en una mayor dimensión, y sobre todo entender sus causas.   Tener un perfil de los  crimenes y  sus actores permitirá tener acciones más segmentadas.

Sin datos duros, es casi imposible poder planear una estrategia eficaz para combatir la inseguridad, en cualquiera de sus niveles, por lo que la única herramienta, al parecer generalmente usada, es la simple percepción, la cual puede ser dominada por la psicosis colectiva o cualquier medio mal informado.


Roberto A. Arrucha

Director / Fundador de The Global School for Social Leaders. 

¿Qué puede aprender el movimiento feminista del movimiento ambiental?


Hola querido lector! 

Si llegaste a la página de The Global School for Social Leaders, déjanos presentarnos, somos una multi-premiada ONG con sede en Viena, Austria, y Berlín, Alemania, especializada en educación holística y disruptiva para líderes con propósito social y ambiental. El contenido publicado aquí es verificado y seleccionado cuidadosamente para inspirar tu pensamiénto, entendimiento y proactividad. 

Puedes Vea nuestros programas AQUÍ , o Síganos en Instagram AQUÍ , Facebook AQUÍ o Linkedin AQUÍ . ¡Te encantará nuestro contenido!

Disfruta la lectura y tu día! 🙂 


Como muchos en el Reino Unido y Europa, sacudí mi rutina y me uní al movimiento Fridays For Future y Extinction Rebellion. Estas son las lecciones que creo el movimiento feminista puede aprender del movimiento ambiental.

Ambos movimientos han capturado algo en el espíritu, reuniendo a personas de todas las culturas y generaciones en un movimiento por un cambio global fundamental que va más allá de cambio climático. Se trata de una revolución de amor, ecología profunda y transformación radical. ¿Te suena muy idealista? Déjame explicarte su poder….

Un despertar social es un largo camino que recorrer, y un cambio se asegura en años no en meses. Esta década estará marcada por una lucha por el corazón y el alma de la especie humana, no por una solución climática rápida. Pero incluso en esta etapa temprana, estamos comenzando a ver tendencias y enfoques que marcan la diferencia, y que muestran cómo operarán los movimientos que cambiarán el mundo en la próxima transición global.

 

1. Feminismo y Ambientalismo son uno mismo.

La evidencia es clara, la emergencia climática y el colapso ambiental está orquestada por un mundo predominado por: Hombres blancos heterosexuales. Y la solución más efectiva para reducir nuestras emisiones CO2 van más allá de no usar plástico o comer verduras; La forma más efectiva para reducir emisiones es invertir en IGUALDAD DE GENERO. En pocas palabras, darle a la mujer el espacio de poder que los hombres le han arrebatado. 

 

2. Este es un sistema de auto-organización.

FFF y XR se basan en un estudio cuidadoso de los movimientos de masas por desobediencia civil y perturbación. Los grupos locales son libres de planificar e implementar sus propias acciones siempre que se mantengan dentro de los principios rectores del movimiento.

Los sitios ocupados en Londres tenían la misma libertad: organizar acciones, eventos y actividades como mejor les pareciera.
Todo el movimiento se ejecuta en círculos interconectados, auto-organizados, y conectados a través de plataformas virtuales que incluyen Basecamp, Google docs y WhatsApp.

El enfoque en la auto-organización libera cantidades incalculables de energía y creatividad. Crea agencia y propiedad y evita las trampas y los retrasos de la jerarquía.

3. Hay un conjunto muy fuerte de principios rectores.

No importa cuán radical o rebelde seas, cada persona en el movimiento puede navegar y actuar guiados en diez valores y demandas fundamentales. Cada una incluye una visión compartida:

  • * La no violencia absoluta,
  • * La bienvenida a todos y cada parte de todos.

Y  debido a que estos valores son directos e independientes, crean una cultura compartida, que refleja el mundo que estamos tratando de crear.

4. La cultura organizacional de FFF y XR es «regenerativa».

Su objetivo es ser nutritivo y sostenible para todos los miembros. Había capas de “bienestar” en todos los sitios de acción desde Londres hasta Berlin, que ofrecían espacio para relajarse, recuperarse, meditar, practicar yoga y brindar atención médica según sea necesario.

Este cultivo regenerativo evita el agotamiento y es atractivo para la población en general. La policía no sabía cómo tratar con manifestantes tan amigables. Los viajeros crecieron para valorar la calma traída a la ciudad, la atmósfera del festival y la disminución del tráfico.

5. El movimiento está prestando atención a su visión final.

FFF y XR declaran públicamente tres demandas concretas a corto plazo:

  1. 1. Los gobiernos deberían decir la verdad sobre la emergencia climática,
  2. 2. Deberían neutralizarse con respecto a la red de carbono para 2025, y
  3. 3. Debería haber una asamblea de ciudadanos para explorar e idear soluciones.

 

Pero esto es solo a corto plazo. Junto a esto, hay una visión transformacional a mucho más largo plazo, que toma su mapa del «mapa del corazón humano». Esta es una visión de transformación social radical y un re-equilibrio de la relación de la humanidad con la naturaleza. Ese es el objetivo final, reconstruir nuestra dinámica social, no el conflicto generacional.


Conoce nuestros programas: https://es.theglobal.school/programs

Conoce nuestros programas: https://es.theglobal.school/programs


6. En esencia, este es un movimiento profundamente espiritual (con una pequeña «s»).

Está repleto de musulmanes, sufis, cristianos, judíos, cuáqueros, budistas y personas sin fe, todos explorando sus creencias comunes, más allá de la religión.

Lo que encontramos es un anhelo de un significado más profundo, de la magia y el misterio de la vida, de una conexión sentida con todo el ecosistema de esta Tierra.

FFR y XR están vivos con ceremonia, contemplación y una acción cuidadosa y consciente en honor de la vida, el amor y la abundancia. Nos estamos convirtiendo en la naturaleza protegiéndose a sí mismos, experimentando su propia belleza y evolucionando hacia su ser superior.

7. No busquen un plan para todo, enfóquense en las barreras mentales y sistémicas que quieren derrumbar. 

El movimiento climático está haciendo una pausa, para reagruparse, recuperarse y pasar a un serio intercambio político de gran escala. Para esto es importante crear una llamada a la acción constante para los que irremediablemente regresarán a casa y sus vidas diarias.

  • ¿Qué tácticas se necesitarán para lograr un cambio de política a corto plazo?
  • ¿Cómo logramos na transformación global a largo plazo?
  • ¿Cómo puedo contribuir individualmente al movimiento? 

Como dijo una activista amiga mía, Nikki Levitan:

“En el centro de mi experiencia de esta última semana, veo que este es el primer activismo impulsado por el corazón, sin culpar ni avergonzar, simplemente tomando medidas desde un lugar de amor y responsabilidad colectiva.
Una comunidad de todas las generaciones que se preocupa y puede organizarse por sí misma.
Es sorprendente que los humanos salgan al mundo y realmente hagan algo y sean el cambio, desata tanta creatividad, posibilidad y coraje.»


Roberto A. Arrucha

Director / Fundador de The Global School for Social Leaders. 

 

Carta a la humanidad desde 2050

Carta a la humanidad desde 2050


 Hola querido lector! 

Si llegaste a la página de The Global School for Social Leaders, déjanos presentarnos, somos una multi-premiada ONG con sede en Viena, Austria, y Berlín, Alemania, especializada en educación holística y disruptiva para líderes e innovadores sociales. El contenido publicado aquí es verificado y seleccionado cuidadosamente para inspirar tu pensamiénto, entendimiento y proactividad.

Puedes Ver nuestros programas AQUÍ , o seguirnos en:

 

Disfruta la lectura y tu día! 🙂 


 

Esta semana buscando lecturas interesantes, nos encontramos esta pieza que nos ha motivado a publicar en nuestro blog, la autora Christiana Figueres, Ex Secretaria Ejecutiva de la Convención sobre el Cambio Climático de las Naciones Unidas, Socia Fundadora del Optimismo Global, Coanfitriona de Outrage And Optimism podcast y Coautora de «The Future We Choose».

En este post Christiana, da un análisis interesante sobre la situación de el cambio climático y los efectos que tendrá para el año 2050.

«La única incertidumbre es cuánto duraremos»: El peor de los casos para el clima en 2050

Es 2050. Más allá de las reducciones de emisiones registradas en 2015, no se hicieron más esfuerzos para controlar las emisiones. Nos dirigimos a un mundo que será más de 3C más cálido para 2100

Lo primero que te golpea es el aire. En muchos lugares del mundo, el aire es cálido, pesado y, según el día, obstruido por la contaminación por partículas. Tus ojos a menudo lloran.

Tu tos nunca parece desaparecer. Piensa en algunos países de Asia, donde, por consideración, las personas enfermas solían usar máscaras blancas para proteger a otros de las infecciones transmitidas por el aire.

Ahora a menudo usa una máscara para protegerse de la contaminación del aire. Ya no puede simplemente salir por la puerta principal y respirar aire fresco: puede que no haya ninguno.

En cambio, antes de abrir puertas o ventanas por la mañana, revisa su teléfono para ver cuál será la calidad del aire.

Menos personas trabajan al aire libre e incluso en interiores, el aire puede tener un sabor ligeramente ácido, a veces provocando náuseas. Los últimos hornos de carbón cerraron hace 10 años, pero eso no ha hecho mucha diferencia en la calidad del aire en todo el mundo porque todavía se respira gases de escape peligrosos de millones de automóviles y autobuses en todas partes. Nuestro mundo se está poniendo más caliente.

Durante las próximas dos décadas, las proyecciones nos dicen que las temperaturas en algunas áreas del mundo aumentarán aún más, un desarrollo irreversible que ahora está completamente fuera de nuestro control.

Los océanos, los bosques, las plantas, los árboles y el suelo habían absorbido durante muchos años la mitad del dióxido de carbono que vomitamos. Ahora quedan pocos bosques, la mayoría de ellos talados o consumidos por incendios forestales, y el Permafrost arroja gases de efecto invernadero a una atmósfera ya sobrecargada.

El creciente calor de la Tierra nos está asfixiando y en cinco a 10 años, vastas franjas del planeta serán cada vez más inhóspitas para los humanos. No sabemos cuán hospitalarias serán las regiones áridas de Australia, Sudáfrica y el oeste de los Estados Unidos para el año 2100.

Nadie sabe lo que depara el futuro para sus hijos y nietos: se llega a un punto de inflexión tras otro, lo que arroja dudas sobre la forma de la civilización futura.

Algunos dicen que los humanos serán arrojados a los vientos nuevamente, reuniéndose en pequeñas tribus, acurrucados y viviendo en cualquier parcela de tierra que pueda sostenerlos. Nadie sabe lo que depara el futuro para sus hijos y nietos: se alcanza un punto de inflexión tras otro, lo que pone en duda la forma de la civilización futura.

Más humedad en el aire y temperaturas más altas en la superficie del mar han provocado un aumento en los huracanes extremos y las tormentas tropicales. Recientemente, las ciudades costeras de Bangladesh, México, Estados Unidos y otros lugares han sufrido una brutal destrucción de la infraestructura. e inundaciones extremas, matando a muchos miles y desplazando a millones.


Conoce nuestros programas: https://es.theglobal.school/programs

Conoce nuestros programas: https://es.theglobal.school/programs


Esto sucede con una frecuencia cada vez mayor ahora. Todos los días, debido al aumento de los niveles del agua, alguna parte del mundo debe evacuar a tierras más altas.

Todos los días, las noticias muestran imágenes de madres con bebés atados a la espalda, vadeando a través de las inundaciones y las casas destrozadas por las corrientes viciosas que se asemejan a los ríos de montaña.

Las noticias hablan de personas que viven en casas con agua hasta los tobillos porque no tienen a dónde ir, sus hijos tosen y jadean debido al moho que crece en sus camas, las compañías de seguros se declaran en bancarrota, dejando a los sobrevivientes sin recursos para reconstruir sus vidas.

Los suministros de agua contaminada, las intrusiones de sal marina y la escorrentía agrícola están a la orden del día. Debido a que a menudo ocurren múltiples desastres simultáneamente, Puede tomar semanas o incluso meses para que el alivio básico de alimentos y agua llegue a áreas golpeadas por inundaciones extremas.

Enfermedades como la malaria, el dengue, el cólera, las enfermedades respiratorias y la desnutrición son rampantes.

Intenta no pensar en los 2 mil millones de personas que viven en las partes más calurosas del mundo, donde, durante más de 45 días al año, las temperaturas se disparan a 60C (140F), un punto en el que el cuerpo humano no puede estar afuera por más tiempo. que unas seis horas porque pierde la capacidad de enfriarse.

Lugares como el centro de India son cada vez más difíciles de habitar. Las migraciones masivas a zonas rurales menos calurosas se ven acosadas por una serie de problemas de refugiados, disturbios civiles y derramamiento de sangre por la disminución de la disponibilidad de agua.

La producción de alimentos varía de mes a mes, de una estación a otra, dependiendo de dónde viva. Más personas mueren de hambre que nunca. Las zonas climáticas han cambiado, por lo que algunas áreas nuevas se han vuelto disponibles para la agricultura (Alaska, el Ártico), mientras que otras se han secado (México, California).

Aún otros son inestables debido al calor extremo, sin importar las inundaciones, los incendios forestales y los tornados. Esto hace que el suministro de alimentos en general sea altamente impredecible. El comercio mundial se ha desacelerado a medida que los países buscan conservar sus propios recursos.

Los países con suficiente comida están decididos a conservarla. Como resultado, los disturbios por alimentos, golpes de estado y guerras civiles están arrojando al fuego a los más vulnerables del mundo desde la sartén. A medida que los países desarrollados buscan sellar sus fronteras de la migración masiva, ellos también sienten las consecuencias.

Los ejércitos de la mayoría de los países ahora son solo patrullas fronterizas altamente militarizadas. Algunos países permiten el ingreso de personas, pero solo en condiciones cercanas a la servidumbre por contrato.

Los que viven en países estables pueden estar físicamente seguros, sí, pero el costo psicológico está aumentando. Con cada nuevo punto de inflexión pasado, sienten que la esperanza se desvanece. No hay posibilidad de detener el calentamiento desbocado de nuestro planeta y, sin duda, nos dirigimos lenta pero seguramente hacia algún tipo de colapso.

Y no solo porque hace demasiado calor. El derretimiento del Permafrost también está liberando microbios antiguos a los que los humanos de hoy nunca han estado expuestos y, como resultado, no tienen resistencia.

Las enfermedades transmitidas por mosquitos y garrapatas son rampantes a medida que estas especies florecen en el cambio climático, extendiéndose a partes del planeta previamente seguras, abrumando cada vez más.

Peor aún, la crisis de salud pública de la resistencia a los antibióticos solo se ha intensificado a medida que la población se ha vuelto más densa en áreas habitables y las temperaturas continúan aumentando.

La desaparición de la especie humana se está discutiendo cada vez más. Para muchos, la única incertidumbre es cuánto tiempo duraremos, cuántas generaciones más verán la luz del día.

Los suicidios son la manifestación más obvia de la desesperación prevaleciente, pero hay otras indicaciones: una sensación de pérdida sin fondo, culpa insoportable y resentimiento feroz hacia las generaciones anteriores que no hicieron lo necesario para evitar esta calamidad imparable.

 Este es un extracto editado de The Future We Choose: Surviving the Climate Crisis de Christiana Figueres y Tom Rivett-Carnac, publicado por Manilla Press (£ 12.99). Para pedir una copia, vaya a guardianbookshop.com . P&P gratis en el Reino Unido por más de £ 15

 Christiana Figueres y Tom Rivett-Carnac conversarán en un evento de Guardian Live en la Royal Geographical Society, Londres SW7, el martes 3 de marzo a las 7 p.m.

Christiana Figueres

Ex Secretaria Ejecutiva de la Convención sobre el Cambio Climático de las Naciones Unidas

Socia Fundadora del Optimismo Global

Coanfitriona de Outrage And Optimism podcast

Coautor de «The Future We Choose»

Publicado originalmente en: The Guardian

Economía de la Dona


 Hola querido lector! 

Si llegaste a la página de The Global School for Social Leaders, déjanos presentarnos, somos una multi-premiada ONG con sede en Viena, Austria, y Berlín, Alemania, especializada en educación holística y disruptiva para líderes e innovadores sociales. El contenido publicado aquí es verificado y seleccionado cuidadosamente para inspirar tu pensamiénto, entendimiento y proactividad.

Puedes Ver nuestros programas AQUÍ , o seguirnos en:

 

Disfruta la lectura y tu día! 🙂 


 

Me pasé los últimos días en las montañas para celebrar Navidad con mis seres queridos y mientras me relajaba pude leer uno de los mejores libros que he leído en mucho tiempo ”Doughnut Economics”  por Kate Raworth. Quería tomarme un tiempo fuera de línea, pero tengo que compartir esto, ya que espero que inspire a algunos de ustedes a tener una visión diferente de la economía en 2020.

Finalmente, encontré el libro que reúne todas las hipótesis y conceptos que me atrajeron en los últimos años y los pone en una imagen holística de cómo podemos ver la economía de una manera del siglo XXI.

Cuando investigué sobre la autora Kate Raworth, una economista de la Universidad de Oxford, que se hace llamar una economista «renegada», a veces se le conoce como la «John Maynard Keynes del siglo XXI».

Desde mi punto de vista, su libro simple y brillante Doughnut Economics ofrece un análisis innovador de nuestro sistema económico actual y es una inspiración para los pensadores sobre cómo ver nuestro mundo de una manera diferente. Ella presenta un concepto muy convincente sobre cómo crear economías que sean regenerativas y distributivas por diseño, un tema muy querido por mi corazón.

 

El principio básico de la Economía de la Dona:

La teoría económica de Kate Raworths se basa en la imagen de una rosquilla. La dona tiene una base social y un bienestar humano en el medio, y es en sí misma ‘el espacio seguro y justo para la humanidad’ y para una ‘economía regenerativa y distributiva’, rodeada en el borde exterior por el techo ecológico de ‘planetario crítico degradación’.

El objetivo general debe ser permanecer dentro de la rosquilla para garantizar que no caigamos en condiciones de desigualdad social y suframos deficiencias, como agua y alimentos, ni permita que el crecimiento se sobrepase en un colapso ambiental amenazante. En sus palabras, este modelo «se basa en diversas escuelas de pensamiento, como la complejidad, la economía ecológica, feminista, institucional y conductual».

(The Concept of Donut Economics en 15 minutos explicado por el autor en Soundcloud para los fanáticos del podcast: https://soundcloud.com/chelsea-greenpublishing/seven-ways-to-think-like-a-21st-century-economist)

Necesitamos contar una nueva historia sobre economía.

 

La investigación de Kate Raworth sobre la historia de la economía y de dónde se originan nuestros conceptos rectores fue el elemento más atractivo del libro para mí. Como persona educada en economía, «crecí» con el paradigma del crecimiento económico. Los pensamientos de la escuela neoliberal de Chicago y su concepto dominaron mi forma de pensar sobre la economía. Y la mayoría de ustedes que estudiaron economía con seguridad se encontraron con el libro de texto «Economía» de Samulson.

La forma en que aprendimos economía aún domina nuestra toma de decisiones para el futuro, guía nuestras decisiones de inversión y da forma a nuestras respuestas al cambio climático, la desigualdad y otros desafíos ambientales y sociales que definen nuestros tiempos. Sin embargo, esos conceptos no se ajustan a los desafíos que enfrentamos hoy.

«¡Las ideas fundamentales que guían nuestra economía hoy en día están desactualizadas pero todavía se enseñan en cursos universitarios en todo el mundo y aún se utilizan para abordar cuestiones críticas en el gobierno y las empresas por igual!»

Esto es peligroso y los efectos se pueden ver en la creciente desigualdad y los desafíos ambientales que enfrentamos hoy en día. Es por eso que es hora, dice Kate Raworth, de revisar nuestro pensamiento económico para el siglo XXI. Ella propone 7 formas de pensar, que en su opinión deberían guiar a los economistas del siglo XXI. Con esas siete formas, me puedo relacionar mucho. ¿Qué hay de ti?

Los 7 principios de la economía de la dona …

… y mis pensamientos sobre ellos

1. Cambie la meta, del PIB a la Dona. Donut Económica

El crecimiento continuo del producto nacional bruto (PIB) ha sido el objetivo de la economía dominante desde mediados del siglo XX. Raworth argumenta que el crecimiento económico no puede resolver por sí solo todos los demás problemas que enfrentan nuestras sociedades y no puede durar para siempre, debido a la escasez de recursos. Brindar bienestar para las personas y el planeta (nuestro «hogar planetario») como se muestra en la imagen de la dona debe ser el objetivo principal de la economía en lugar del crecimiento y las ganancias.

Desde que me puse en contacto con los 17 objetivos de desarrollo sostenible de las Naciones Unidas, son una estrella guía para el impacto que quiero tener en el mundo. Los Objetivos de Desarrollo Sostenible proporcionan un plan para la transición hacia un planeta más saludable y un mundo más justo, para las generaciones presentes y futuras. Esos objetivos se reflejan en la dimensión interna y externa de la dona. Son un concepto poderoso que vincula los aspectos sociales, ecológicos y económicos de la sostenibilidad.

Cuando comencé mis primeras actividades en el mundo de los negocios sociales, mi principal preocupación era la desigualdad. Pero al estudiar la gestión de la migración, aprendí cada vez más sobre la interconectividad de los aspectos sociales y ecológicos, lo que me llevó a apoyar el movimiento «Fridays for Future» y unirme a The Global School for Social Leaders, y abogar activamente por una acción política más fuerte en temas relacionados con el clima, ya que los problemas sociales solo pueden ser realmente resuelto si también se atienden los problemas ecológicos y económicos.

Como emprendedor social, siento que administrar un negocio con más KPI que solo crecimiento financiero al agregar el impacto social y ecológico es muy satisfactorio y estoy profundamente convencida de que esto también podría ser una forma motivadora para todos los actores de nuestra sociedad.

2. Vea el panorama general: desde el mercado autónomo hasta la economía integrada. Dona Económica

En la economía neoliberal, las reglas del mercado. Se supone que asigna recursos de manera más eficiente cuando se deja en sus propios dispositivos. La regulación debería ser mínima, el papel del estado restringido a brindar seguridad a sus ciudadanos y proteger la propiedad privada. La sociedad es irrelevante y los recursos de la Tierra se consideran ilimitados y, por lo tanto, quedan fuera de la ecuación.

Kate Raworth aboga por dar un paso atrás y tener una visión más amplia para ver cómo es realmente la economía, incrustada en los sistemas naturales de la Tierra y en la sociedad humana. Dentro de la economía misma, los hogares, el mercado, el estado y los bienes comunes tienen un papel igualmente importante para satisfacer las necesidades humanas. A ninguno se le debe dar primacía sobre los demás, pero todos deben ser apoyados para servir al bienestar humano en formas que se complementen mutuamente. No podría estar más de acuerdo con esta imagen holística.

 

3. Nutrir la naturaleza humana: desde el hombre económico racional hasta los humanos adaptables a la sociedad. Donut Económica

La economía neoclásica basa sus teorías en una visión limitada de la naturaleza humana, racionalización infinita y auto-maximización del homo economicus. Kate Raworth intenta dibujar una imagen de él: parada sola, con dinero en la mano, ego en el corazón, una calculadora en la cabeza y la naturaleza a sus pies. Odia el trabajo, ama el lujo y sabe el precio de todo.

Todo el concepto fue presentado para facilitar la discusión de modelos económicos. Raworth argumenta que necesitamos una nueva imagen de la persona que representamos como base para nuestros modelos económicos, teniendo en cuenta nuestras capacidades de solidaridad, empatía y reciprocidad.

¡Cómo odiaba el modelo del «homo economicus» cuando estudiaba economía! Recuerdo largos argumentos hasta ahora de que los humanos no son egoístas ni egoístas. La parte realmente mala sobre el «homo economicus» es que los estudios muestran que cuanto más aprendemos sobre él, más egoístas nos volvemos, por lo que es más que tiempo para llegar a una mejor imagen: somos mucho más que un animal de caza de dólares. ¿Por qué saldríamos y encontraríamos organizaciones benéficas, ayudaríamos a otros, fundaríamos negocios sociales y cosas por el estilo si los hombres fueran egoístas?

4. Conozca los sistemas, desde el equilibrio mecánico hasta la complejidad dinámica. Economía de la Dona

El libro presenta el contexto histórico de cómo se formó la economía como ciencia. La economía se convirtió en una ciencia cuando los economistas comenzaron a introducir diagramas y conceptos que se asemejan a los diagramas de Newton y al pensamiento mecánico. Los economistas se han esforzado durante mucho tiempo por simplificar los modelos económicos para parecerse a los modelos mecánicos lineales.

Sin embargo, nuestro mundo se vuelve más y más complejo día a día y la única forma de dominar esta complejidad es el pensamiento del sistema. Pensar en términos de sistemas puede hacer un trabajo mucho mejor ayudándonos a comprender cómo funciona nuestro mundo y qué acciones podríamos tomar para revertir los desarrollos negativos. Creo que esto es especialmente cierto si nos fijamos en los rápidos desarrollos tecnológicos que darán forma a nuestro futuro.


The Global School for Social Leaders es una premiada ONG con sede en Viena, Austria especializada en educación holística y disruptiva, conoce nuestros programas en: https://es.TheGlobal.School/Programs


5. Diseñe para distribuir, desde ‘el crecimiento lo igualará nuevamente’ hasta el diseño distributivo. Economía de la Dona

Raworth dice que la desigualdad no es buena para el crecimiento ni una etapa necesaria de desarrollo. Por el contrario, se muestra que las sociedades más desiguales son menos saludables y felices y enfrentan un mayor grado de degradación ambiental. La redistribución de los ingresos no es suficiente para abordar la situación, ya que la mayor parte del aumento de la desigualdad que vemos hoy se debe a la concentración de la riqueza resultante de los rendimientos del capital.

Cuando comenzamos nuestra red de empresas de riesgo, tuvimos la suerte de trabajar con Karl Wagner, ex director de asuntos externos del Club de Roma. Las discusiones que tuvimos al trabajar en  nuestro manifiesto  fueron muy inspiradoras y aprendí mucho sobre cómo mirar el mundo de una manera diferente.

Karl fue coautor de un documento de discusión del Club of Rome-  The Values ​​Quest  donde argumenta en la línea de Kate Raworth que nuestra teoría y práctica de la economía no se basan en las leyes naturales sino en los valores subyacentes.

Tener una sociedad desigual en lugar de uno igual es nuestra elección, no es un hecho de la naturaleza. Para mejorar el mundo, necesitamos abordar los valores y las narrativas en las que están integrados. Basado en sus pensamientos, comencé a repensar lo que puedo hacer para ayudar a cambiar el sistema actual y es por eso que comencé a hablar públicamente y abogar por propósito y sostenibilidad.

Karl Wagner en la buena fiesta de lanzamiento con una nota clave sobre los valores para nuestra sociedad

6. Cree para regenerar: desde ‘el crecimiento lo limpiará nuevamente’ hasta regenerativo por diseño. Economía de la Dona

Con respecto al medio ambiente, nuestra configuración económica actual está consumiendo los recursos de la Tierra en un extremo y arrojando desechos del otro. En su lugar, deberíamos esforzarnos por diseñar una economía circular con toda la energía y los recursos en flujo constante: reutilizados, renovados, devueltos al ciclo de vida del planeta, donde el «desperdicio» de un proceso puede convertirse en insumo para otro proceso.

La economía circular es más bien un concepto nuevo para mí, pero creo que es súper fascinante. Como consumidor, me atraen los productos inteligentes basados ​​en conceptos circulares y, como innovador y emprendedor, veo oportunidades surgiendo de nuevas colaboraciones. Una de mis metas para 2020 es aprender más sobre el concepto y cómo podemos contribuir como red de pensadores del sistema. Espero un intercambio interesante y discusiones sobre el tema con todos ustedes.

 7. Sea agnóstico acerca del crecimiento, desde el crecimiento adicto al crecimiento agnóstico. Economía de la Dona

Así que mi deseo para 2020: librémonos de nuestra vieja imagen de la economía y transformemos en un concepto de economía del siglo XXI. Incluso si sigue una dieta de Año Nuevo, participe con Doughnut, estoy convencido de que nos servirá bien a nosotros y a nuestro mundo.

 

Claudia Winkler,

Mentora de The Global School for Social Leaders

Apasionada, galardonada internacionalmente, galardonada como innovadora social.

Emprendedora y fundadora en serie de varias empresas, por ejemplo, Adjacent Possible Network (Consultoría), Goood Network (Incubación de Impacto) Goood Mobile Germany & Austria (operadores móviles B2C), así como, co-fundadora de una iniciativa de impacto para la inclusión social.

Apasionada por el impacto social y la innovación de impacto, creo en el poder de dar forma a un mañana positivo mediante la transformación de los modelos comerciales tradicionales para la próxima generación.

Experiencia ejecutiva corporativa con más de 15 años de trayectoria en la gestión de empresas líderes internacionales de TIC en entornos de mercado muy desafiantes, que atienden a millones de clientes.

Asignaciones continuas de consultoría (desarrollo de estrategias y tácticas operativas, planificación comercial) y desarrollo comercial con un enfoque en la experiencia del cliente, la transformación digital y la innovación de impacto.

impacto  act4sdgs innovación sustentabilidad colaboración 

 

Fuentes:

https://www.kateraworth.com/

https://www.un.org/sustainabledevelopment/sustainable-development-goals/

http://www.arcworld.org/downloads/ValuesQuest-Discussion-Paper.pdf

https://goood.de/ueber-uns

https://goood-mobile.at/storage/Germany/neueTarife2019/Manifest_goood_ev.pdf

Trascender el capitalismo: ¿tres formas diferentes?


 Hola querido lector! 

Si llegaste a la página de The Global School for Social Leaders, déjanos presentarnos, somos una multi-premiada ONG con sede en Viena, Austria, y Berlín, Alemania, especializada en educación holística y disruptiva para líderes e innovadores sociales. El contenido publicado aquí es verificado y seleccionado cuidadosamente para inspirar tu pensamiénto, entendimiento y proactividad.

Puedes Ver nuestros programas AQUÍ , o seguirnos en:

 

Disfruta la lectura y tu día! 🙂 


La situación está volviendo a la década de 1970 o antes, cuando las ideas de sistemas socioeconómicos alternativos se debatieron acaloradamente.  Quiero destacar tres ideas diferentes  sobre cómo se puede «trascender» el capitalismo.

Después de la crisis de 2007-8, el capitalismo ha entrado entre algunas partes de la opinión pública en una crisis ideológica, sino de una respuesta al declive del poder económico y político occidental. Sin embargo, la cuestión de la durabilidad o la no permanencia del capitalismo, a diferencia de los años posteriores.

La caída del comunismo, volvió a entrar en el discurso público. En muchos sentidos, en Occidente, la situación está volviendo a la década de 1970 o antes, cuando las ideas de sistemas socioeconómicos alternativos se debatieron acaloradamente. Esto es algo que había desaparecido en las próximas décadas expulsado por el neoliberalismo en la economía, el colapso del socialismo soviético y la imposición de la pensión única.

Ahora, las cosas están cambiando, y es comprensible que muchas personas aporten sus propias ideas sobre cómo se puede «trascender» el capitalismo, que es reemplazado por un sistema socioeconómico diferente. Quiero destacar aquí tres formas diferentes en que este tema se ha abordado recientemente.

En un nuevo documento «¿Qué es el socialismo hoy: Concepciones de una economía cooperativa»John Roemer comienza con tres pilares esenciales de todos los sistemas económicos: una ética del comportamiento económico, una ética de la justicia distributiva y un conjunto de relaciones de propiedad.

 En el capitalismo, los tres pilares son (1) ethos individualista, (2) laissez-faire (sin redistribución) y (3) medios de producción de propiedad privada con ganancias para los capitalistas. Hasta ahora, argumenta Roemer, todos los intentos de trascender el capitalismo se centraron en el elemento No. 3, reemplazando el capital privado con capital estatal o social (colectivamente). Todos han fallado.

En cambio, nuestro énfasis debería estar, según Roemer, en desarrollar un espíritu solidario. Usando la terminología de la teoría del juego, Roemer contrasta el ethos de Nashian donde cada individuo se comporta para maximizar su ganancia (y que en algunos casos, como el dilema del prisionero, puede conducir a resultados perversos) y el ethos de Kantian donde nos comportamos en el forma en que deseamos que todos los demás se comporten.

Esta es una forma de una regla de oro (compórtate con los demás de la forma en que deseas que se comporten contigo) o, en un lenguaje más estrictamente económico, tratamos de internalizar (explicar) el comportamiento de todos los demás.

Hasta ahora, argumenta Roemer, todos los intentos de trascender el capitalismo se centraron en el elemento No. 3, reemplazando el capital privado con capital estatal o social (colectivamente). Todos han fallado.

En una presentación realizada recientemente en el Graduate Center CUNY en Nueva York, Roemer dio el ejemplo de la «tragedia de los bienes comunes» en la que Nashian (individuos con una motivación limitada a las ganancias) maximiza su propia pesca con el resultado de que eventualmente no quedan peces frente a un Kantian tipo de comportamiento solidario en el que uno debe pensar que si aumenta su pesca, todos los demás harían lo mismo. La persona «internalizaría» el comportamiento de los demás y presumiblemente evitaría la tragedia de los bienes comunes.

Roemer sostiene que, a medida que las sociedades se enriquecen y se realiza un esfuerzo consciente, el porcentaje de «kantianos» aumentaría en comparación con los «nashianianos» y gradualmente avanzaríamos hacia sociedades más solidarias y cooperativas. 

Un buen ejemplo que Roemer solía respaldar su caso es la creciente atención que se presta al medio ambiente, donde muchas personas hacen un esfuerzo adicional para ajustar su propio consumo o clasificar diferentes tipos de basura, incluso si ninguno de ellos es monitoreable y las deserciones no tienen costo. Todavía muchos lo hacen de la forma en que desearon que todos los demás también lo hicieran.


The Global School for Social Leaders es una premiada ONG especializada en educación holística y disruptiva, conoce nuestros programas en: https://es.TheGlobal.School/Programs


Recientemente se propuso una forma diferente de «trascender el capitalismo» en el nuevo libro de Piketty «Capital and Ideology». En la última parte del libro, Piketty, después de revisar en unas 800 páginas, las formas en que diversas relaciones jerárquicas y de propiedad que nos parecen aborrecientes hoy (esclavitud, patriarcado, racismo, servidumbre, etc.) se han justificado ideológicamente, argumenta a favor de poniendo fin a la ideología del fetichismo de la propiedad privada.

 En términos de la taxonomía de Roemer, Piketty está claramente de vuelta al pilar No. 3, pero a diferencia de los marxistas y los soviéticos, Piketty no requiere una eliminación dogmática de toda propiedad privada, sino que analiza las formas en que el poder económico en poder de los propietarios

Podría ser limitado. Con ese objetivo, despliega una propuesta radical pero realista por la cual todas las empresas después de un cierto tamaño tendrían una participación obligatoria de los trabajadores con trabajadores que posean el 50% de las acciones, y ningún capitalista individual (independientemente de la cantidad de capital que haya invertido en la compañía) podría tener más de una décima parte de la mitad capitalista de las acciones. (Por lo tanto, incluso el propietario más grande estaría limitado al 5% del poder de voto total). 

Piketty permitiría que las pequeñas empresas se gestionen como lo están ahora con los capitalistas que detentan todo el poder y los trabajadores como trabajadores contratados, pero tan pronto como tales empresas superen el umbral, la participación obligatoria de los trabajadores se activará.

Este sistema de dos niveles en el nivel de producción se combinaría con el sistema de la llamada «propiedad temporal» que consiste en una severa tributación anual de la riqueza privada y una tributación progresiva de la herencia.

El objetivo de los dos sistemas (en la etapa de producción y fiscal) es alterar fundamentalmente las relaciones de producción a favor del trabajo y limitar la acumulación de riqueza privada. Esto último no solo cambiará los niveles de desigualdad que existen actualmente, sino que restringiría estructuralmente la capacidad de los ricos para controlar el proceso político y transmitir su riqueza de generación en generación. Por lo tanto, cambiaría significativamente la movilidad intergeneracional. Pero aún más importante, quizás, cambiaría las relaciones jerárquicas intraempresariales entre propietarios y trabajadores.

(La idea de Piketty ha sido criticada, vea aquí, por no ser marxista en el sentido de que no va más allá de la lógica del capital o la socialdemocracia, no prescinde de todas las relaciones de poder derivadas de la propiedad, y que su concepto del cambio social es idealista, en oposición a materialista.)

Una tercera forma de prever el cambio en el capitalismo moderno es algo diferente y lo menciono brevemente al final de «Capitalismo, solo»Es materialista y está basado en la relación «objetiva» entre los dos factores de producción (trabajo y capital), o más exactamente en sus escaseces relativas. Se basa en una definición tripartita estándar de Marx-Weber del capitalismo (utilizada en el libro): (a) la producción se lleva a cabo utilizando medios de producción de propiedad privada, (b) el trabajo es legalmente libre pero contratado (es decir, la función empresarial es ejercido por los propietarios), y (c) la coordinación de la toma de decisiones económicas es descentralizada.

 Ahora, como sostengo en «Capitalism, Alone», la apoteosis actual del capitalismo se debe en gran parte al debilitamiento del poder del trabajo, provocado por la duplicación de la fuerza laboral global que trabaja en condiciones capitalistas después de la transición al capitalismo soviético. -bloques de países, China, Vietnam e India. 

Además, El capitalismo digital de hoy ha permitido la comercialización («mercantilización») de muchas actividades que nunca antes se habían comercializado y, por lo tanto, ha incursionado en nuestra vida privada. El dominio del capitalismo se ha extendido tanto geográficamente (para abarcar todo el globo) como «internamente» para moverse a nuestra esfera privada individual.

Pero si las relaciones subyacentes de escasez relativa entre trabajo y capital cambian en este siglo o en el próximo, si la población mundial alcanza su punto máximo y permanece allí (como indican todas las proyecciones) y si el stock de capital sigue aumentando, podríamos enfrentar un situación diferente entre el capital y el trabajo, muy al revés del que enfrenta el mundo desde 1990. La abundancia relativa de capital puede permitir que los individuos se conviertan en empresarios simplemente tomando prestado capital y no permitiendo que los proveedores de fondos tengan un papel decisivo en la gestión.

 Esto es lo que observamos actualmente en el mundo de las empresas emergentes. Puede parecer no importante, pero lo es: la agencia que ahora está investida casi exclusivamente en capitalistas sería transferida a «trabajadores». El componente (b) de la definición estándar de Marx-Weber del capitalismo, la existencia del trabajo asalariado, desaparecería. El sistema aún mantendría la propiedad privada de los medios de producción y la coordinación descentralizada: sería una economía de mercado, pero no sería una economía de mercado capitalista.

Esta «trascendencia» sería diferente de las otras dos. A diferencia de Roemer, no dependería del cambio en nuestro espíritu, y a diferencia de Piketty, no dependería del cambio constructivista en las reglas, sino que surgiría «orgánicamente» de la relación cambiada entre los dos factores de producción. Ser «orgánico» lo haría más fuerte y más duradero.

 

Branko Milanovic

Economista serbio-estadounidense.

Es profesor presidencial en el Centro de Graduados y miembro senior del Centro de piedra sobre la desigualdad socioeconómica

 Se desempeñó como economista principal en el Departamento de Investigación del Banco Mundial durante casi 20 años

El área principal de trabajo de Milanovic es la desigualdad de ingresos, en países individuales y globalmente, así como históricamente, entre las sociedades preindustriales

Publicado originalmente en: Socialist Economist

Tecnologías indígenas, para un diseño resistente al clima.


 Hola querido lector! 

Si llegaste a la página de The Global School for Social Leaders, déjanos presentarnos, somos una multi-premiada ONG con sede en Viena, Austria, y Berlín, Alemania, especializada en educación holística y disruptiva para líderes e innovadores sociales. El contenido publicado aquí es verificado y seleccionado cuidadosamente para inspirar tu pensamiénto, entendimiento y proactividad.

Puedes Ver nuestros programas AQUÍ , o seguirnos en:

 

Disfruta la lectura y tu día! 🙂 


«El futurismo y la ansiedad de la industria tecnológica e industrial ha ignorado los descubrimientos desarrollados por lo indígenas basados en la convivencia milenaria con la naturaleza.» 

Esta semana buscando por lecturas interesantes, esta frase nos motivó a publicar en nuestro blog el trabajo de Julia Watson, diseñadora, académica y autora de paisajes urbanos, experimentales e indígenas, Directora y fundadora de  Julia Watson Studio , un estudio de diseño urbano, paisajístico y experimental.

Julia, hace un compendio de tecnologías indígenas como un poderoso conjunto de herramientas para un diseño resistente al clima

«El campo de diseño está en un punto de inflexión. Debe desafiar su repertorio, repetir la tecnología y comenzar a ver la biodiversidad como un componente básico de los entornos urbanos. El nuevo y exuberante y meticuloso libro de Julia Watson: Lo-TEK: Diseño del indigenismo radical, proporciona un plan para la arquitectura sostenible en el siglo XXI. Para los diseñadores del entorno construido, es un primer compendio de tecnologías de diseño ignoradas de grupos indígenas de todo el mundo.

Para el viajero intrépido o ciudadano curioso, es una invitación a conocer sociedades milenarias que prosperan en simbiosis con la naturaleza gracias al ingenio local, la creatividad, la espiritualidad y el ingenio. Para los grupos indígenas representados, es una fuente de satisfacción ver a los becarios de diseño contemporáneo ponerse al día con sus prácticas probadas.

Y para Watson, el libro es un medio para nombrar, documental y crear un conjunto de herramientas para un movimiento de diseño. «Lo-TEK» se basa en «tecnologías menos conocidas, conocimiento ecológico tradicional (TEK) y prácticas culturales y mitologías indígenas», como escribe en la introducción del libro. Explora el espacio donde se encuentra el diseño y el «indigenismo radical».

Concebido originalmente por la profesora de Princeton y miembro de la Nación Cherokee, Eva Marie Goutte:

el indigenismo radical nos anima a mirar las filosofías indígenas para reconstruir nuestra base de conocimiento y generar nuevos diálogos entre géneros.

Es por eso que Julia Watson está abogando por un movimiento que combina estas creencias con el diseño para generar infraestructuras sostenibles y resistentes al clima .

Julia nos invita a explorar el ingenio humano, para vivir en simbiosis con la naturaleza, justo en la actualidad que hoy en día, la información y la tecnología invaden nuestras vidas. También nos invita y nos enseña a cómo hacer diseños arquitectónicos más sostenibles de la mano de técnicas y tecnologías desarrolladas en sociedades indígenas. 

“Me di cuenta de que todas estas tecnologías ecológicas de alta tecnología, reempaquetadas y basadas en la naturaleza provienen de un largo linaje de tecnologías y conocimientos indígenas. Podemos mirar a las culturas que han estado viviendo con sistemas naturales y comprender cómo desarrollar civilizaciones con ecosistemas complejos como base para avanzar como diseñadores ”, explica Watson. «Es un movimiento hacia repensar cómo el urbanismo interactúa con la naturaleza». 

Lo-TEK  investiga ese movimiento a través de su base de evidencia: más de 100 innovaciones indígenas de 20 países. Están divididos por ecosistemas: montañas, bosques, desiertos y humedales, lo que subraya el vínculo entre las tecnologías y los entornos y las comunidades que tienen luz. Los tofinu de los humedales de Benin construyeron una ciudad sobre pilotes rodeados de 12,000 corrales de acuicultura artificial. El acadja, como se llama a los potreros, alberga peces y vida silvestre que rivalizan con los sistemas de acuicultura comercial en escala y productividad, pero con los mejores beneficios ambientales y ninguno de los inconvenientes.

“Estamos atrapados en un paradigma de pensar que la conservación es esta condición pasiva y marginal. Sin embargo, está haciendo evidente que los paisajes de conservación y el manejo y la adaptación de esos paisajes son críticos para la supervivencia «.

Julia Watson, Sobre la responsabilidad de los diseñadores de integrar y recontextualizar las tecnologías indígenas.

La llamativa portada de Lo-TEK presenta los puentes de raíces vivas y las escaleras de la tribu de la colina Khasi del norte de India, uno de los ejemplos más innovadores de arquitectura vernácula del mundo. En una práctica que data del año 100 a. C., los Khasi entrenan higueras de goma para que se conviertan en puentes y escaleras que les evitan navegar por empinados barrancos y cruces de ríos inundados durante la temporada del monzón. Cada puente tarda una generación en construcción, y han detectado las únicas estructuras que pueden soportar las lluvias monzónicas implacables.

El libro es en sí mismo una hazaña de diseño. Co-art dirigido por Watson y el estudio WE, su encuadernación con folleto suizo expone la columna vertebral y la «construcción y materialidad» del libro. La cubierta separada también permite a los lectores mapear cada tecnología a una guía de altitud impresa en su interior. Los diagramas e ilustraciones se representan simplemente para hacer que los sistemas complejos que representan sean más fáciles de comprender. La coherencia estética entre las fotografías fotografías se origina en 100 fotógrafos diferentes. Y frustrar el oro juega con la contradicción entre el verdadero valor de las tecnologías indígenas y el hecho de que están «increíblemente infravaloradas porque ni siquiera son reconocidas como tecnología», dice Watson.

Watson describe en su libro edificios e infraestructuras de más de 20 países, los que considera los mejores ejemplos del mundo derivados del conocimiento ecológico tradicional, el libro es conocimiento y creencias que hace frente a la idea de que muchos tenemos que la innovación indígena es primitiva y está aislado de la tecnología. 


Educación Holística y Disruptiva para Innovadores y Líderes Sociales. Conoce nuestro programa en: https://es.TheGlobal.School/Programs


Este es otro mensaje central del libro: que el mundo del diseño debe cambiar el paradigma prevaleciente que ha reverenciado las infraestructuras «duras» (de un solo uso), el diseño de alta tecnología y homogéneo, y el dominio de la naturaleza mientras trivializa «lo suave» ( multiusos), sabiduría local, arquitectura vernácula y convivencia con la naturaleza. Identificar esta jerarquía de creencias como colonial y racista y etiquetar las prácticas indígenas como tecnología son ejemplos de los esfuerzos de Watson por esta interrupción en Lo-TEK. «El libro está tratando de romper todos los tropos de lo que entendemos sobre los pueblos indígenas y decir que lo que consideramos primitivo es realmente innovador», explica Watson.

Watson es australiana, pero mucho antes de que los incendios forestales comenzaran a arrasar su país, estaba profundamente preocupada por el cambio climático y comprometida con las respuestas basadas en el diseño que implican un indigenismo radical. 

La crisis climática lo ha hecho imperativo, no solo porque muchas innovaciones indígenas son inherentemente sostenibles, sino también porque los enfoques arquitectónicos estándar han exacerbado el cambio climático. 

«Estamos buscando soluciones de alta tecnología probada por miles de años, para hacer frente a un problema creado a través de esta fascinación por la alta tecnología y la industrialización», dice Watson.

En su libro ella plantea buscar diseños arquitectónicos más sostenibles, y nos anima a aprender de las culturas indígenas, cuando tal vez en nuestra vida actual pensemos que ellos están muy alejados de la tecnología, sin embargo, la realidad es que ellos viven de la mano con la naturaleza y para ellos es muy fácil entenderla, ella nos invita a integrar ciertos diseños para mejorar nuestro entorno.

Lo-TEK propone un camino alternativo a seguir, con Watson y sus compañeros practicantes a cargo. “Ahora depende de los diseñadores que tengan este conjunto de herramientas que amplía nuestra comprensión de las tecnologías que pueden integrarse y recontextualizarse en proyectos urbanos o periurbanos. Estamos atrapados en un paradigma de pensar que la conservación es esta condición pasiva y marginal. Sin embargo, se está haciendo evidente que los paisajes de conservación y el manejo y la adaptación de esos paisajes son críticos para la supervivencia. Cuando ves que los bosques se queman a escala en Australia, entiendes que estos paisajes son interdependientes con nuestras ciudades. Afectan nuestra calidad del aire, nuestra supervivencia. Es un momento crítico para consideraciones críticas para los diseñadores «.

Julia Watson 

Directora y fundadora de  Julia Watson Studio

Lo-TEK: diseño por indigenismo radical. Disponible En Amazon. 

Diseñadora, académica y autora de

paisajes urbanos, experimentales e indígenas.

Publicado originalmente en GSD

¿Cuáles son los países más contaminantes de América Latina?


 Hola querido lector! 

Si llegaste a la página de The Global School for Social Leaders, déjanos presentarnos, somos una multi-premiada ONG con sede en Viena, Austria, y Berlín, Alemania, especializada en educación holística y disruptiva para líderes e innovadores sociales. El contenido publicado aquí es verificado y seleccionado cuidadosamente para inspirar tu pensamiénto, entendimiento y proactividad.

Puedes Ver nuestros programas AQUÍ , o seguirnos en:

 

Disfruta la lectura y tu día! 🙂 


Las emisiones de CO2 generalmente se miden en función de la «producción», es decir, cuántas emisiones produce un país, total y per capita. Si en redes sociales has visto una estadística o ranking de países contaminates, es muy probable que se trate de datos que miden  la producción de emisiones.

Este método de contabilidad, que a veces se conoce como emisiones «territoriales», se utiliza cuando los países informan sus emisiones y establecen objetivos a nivel nacional e internacional.

Además de las estadísticas de emisiones basados ​​en la producción comúnmente reportados, también calculan las emisiones «basadas en el consumo». Estas emisiones se ajustan para el comercio. Sin embargo, para calcular las emisiones basadas en el consumo, necesitamos rastrear qué bienes se comercializan en todo el mundo, y cada vez que se importa un bien, debemos incluir todas las emisiones de CO2 que se emitieron en la producción de ese bien, y viceversa para restar todas las emisiones de CO2 que fueron emitidos en la producción de bienes que fueron exportados.

Por ejemplo, si un Argentino durante su visita al super mercado decide comprar «uvas» de Francia y «manzanas» de Estados Unidos, esas emisiones que se atribuyen directamente a esos países productores, ahora se trasladan a Argentina, el país consumidor, lo cuál permite hacer un cálculo diferente de emisiones. 

 ¿Qué países del mundo son importadores netos de emisiones y cuáles son exportadores netos? 

Internet es una fuente extraodinaria de conocimiento, y navegando por los blogs dedicados a temas ambientales, encontré la siguiente infografía que por fin nos da una excelente forma de analizar ambas emisiones, y sus tendencias. 

La barra amarilla mide las emisiones por consumo (Consumo de importaciones)

La barra roja mide las emisiones por producción (Consumo local y exportaciones)

Los países que muestran la barra amarilla más grande que la roja, importan más CO2 incrustado en bienes de lo que exportan, aquellos que tienen el porcentaje % en rojo van a la alza en sus emisiones, y los de color verde, han reducido sus emisiones de 2007 a 2017. 

 

 ¿Qué podemos entender de estos datos?  

Que las emisiones basadas en el consumo reflejan

1. Las elecciones de consumo y estilo de vida de los ciudadanos de un país, y la distribución de recursos naturales en el mundo.

2. Que algunos países basan su  «desarrollo» en mover su economía de explotación de recursos a una economía basada en proveduría de servicios. Ej. Suiza, Lithuania, etc. 

3. Que algunos países basan su «desarrollo» en la sobre-explotado interna y externa de los recursos naturales del mundo. Ej. Alemania, Suiza, Austria, etc. 

4. Que algunos países que explotan sus recursos naturales o tienen alta densidad poblacional, no siempre son los más contaminantes cuando se ponen las toneladas de CO2 per capital que se emiten.  Ej. Brazil, Nigeria, etc. 

5. Que algunos países que históricamente consumían o explotaban moderamente sus recursos, ahora lo hacen exponencialmente. Ver todos los países con porcentajes en rojo de dos digitos.

6. Que existen países que no obstante sobre explotan sus propios recursos, también sobre explotan los recursos del resto del planeta. Todos los países que tienen más de 10 toneladas de CO2 per capita. 

 

 ¿Cómo está América Latina?  

– Panamá. No solo existe un crecimiento sobre exponencial de 3 digitos en el total de sus emisiones. Sus emisiones por consumo ya rebasan las 5 toneladas per capita. Una verguenza.

– Chile. A pesar de mantener sus emisiones totales en menos de 5 toneladas per capita, su gran territorio y su poca densidad poblacional lo hace un gran contaminante. Vaya,  si los chilenos vivieran en Panamá, las emisiones serían mayores.

– Venezuela. Su petroleo lo hace un contaminante en producción relevante, y si se compara con productores de petroleo del Golfo Árabe, Venezuela es mucho más consciente ambientalmente, sin embargo sus emisiones por consumo rebasan las 5 toneladas por habitante, lo que hace que los Venezolanos sean los más contaminantes de América Latina por su adicción a las importaciones.

– Argentina. Ambas emisiones se mantienen debajo de las 5 toneladas per capita, sin embargo un país con tanta abudancia en recursos naturales y poca densidad poblacional no debería de tener estos niveles, aún peor,  su consumo de importaciones ha aumentado su nivel de emisiones por arriba de su emisión de producción.

– México. Es de destacar que ha disminuido sus niveles totales de emisiones, sin embargo, su adicción a las importaciones lo hace un contaminante global, está en la brecha de sobre pasar las 5  toneladas per  capita.

– Uruguay. A pesar de estar en menos de 5 toneladas per capita en ambas emisiones, sus emisiones por consumo en los últimos 10 años va creciendo a 2 digitos.

– Ecuador, Brasil, Colombia, Perú, Bolivia, Paraguay, Nicaragua  y Guatemala.  A pesar de mantener sus emisiones menores a 5 toneladas per capita, sus niveles de emisiones vienen creciendo. Esto no es desarrollo sustentable.  

– Costa Rica, y República Dominicana.  Ejemplo de Desarrollo Sustentable, Emisiones bajando, y han matenido su estabilidad social (Seguridad, Salud, Educación, Empleo). 

– Honduras, y El Salvador. Sus emisiones se han reducido, pero no han podido mantener una estabilidad social general (Seguridad, Salud, Educación, Empleo)

Nota: Todos los países y colonias en América que siguen en poder de países Europeos y Estados Unidos (Y por ende no se consideran América Latina), tienen niveles de contaminación más alto en comparación con cualquier país de América Latina. Verguenza total. 

En otro artículo, analizaremos qué países avanzaron socialmente con poco incremento en la explotación de sus recursos, y viceversa. 


The Global School for Social Leaders es una premiada ONG especializada en educación holística y disruptiva, conoce nuestros programas en: https://es.TheGlobal.School/Programs


 ¿Cómo cambiaron las diferencias entre la producción de un país y las emisiones basadas en el consumo a lo largo del tiempo? 

Our World in Data nos da estos números. Parte de las emisiones de dióxido de carbono (CO₂) integradas en el comercio, medidas como emisiones exportadas o importadas como porcentaje de emisiones de producción nacional.

Los valores positivos (+%) representan importadores netos de CO₂ (es decir, «20%» sería significa un país importó emisiones equivalentes al 20% de sus emisiones nacionales). Los valores negativos (-%) representan exportadores netos de CO₂.

Estas comparaciones proporcionan la respuesta a la pregunta de si los países solo han logrado reducciones de emisiones al deslocalizar la producción intensiva de emisiones a otros países. 

 Roberto A. Arrucha – @Arrucha 

 Director & Fundador de The Global School for Social Leaders 

Freelancer Web Designer in CanadaAvada Divi X Theme WordPress CustomizationNiamul Islam